Sandro Rosell, absuelto de fraude a Hacienda

por | septiembre 22, 2022

El Juzgado Penal 3 de Barcelona ha absuelto al expresidente del Barça Sandro Rosell de un delito contra la Hacienda Pública por el que la Fiscalía pedía que fuera condenado a dos años y nueve meses de cárcel.

El Ministerio Público lo acusaba de defraudar 230.591 euros a Hacienda en el ejercicio de 2012, cuando todavía presidía el Fútbol Club Barcelona. Además de la pena de cárcel, solicitaba que se le impusiera una multa de 300.000 euros, y la pérdida de posibilidad de obtener subvenciones o ayudas públicas y del derecho a gozar de beneficios o incentivos fiscales durante un periodo de tres años. 

La Abogacía del Estado le imputaba el mismo delito y reclamaba dos años y dos meses de prisión, una multa del duplo de la cuota defraudada, y la misma prohibición de obtención de subvenciones y ayudas.

En 2019, Rosell devolvió la cantidad a la Agencia Tributaria, pero negó que hubiera cometido delito.

La Fiscalía lo acusaba de usar una empresa unipersonal, TOC, para facturar actividades personales, supuestamente simulando trabajar a través de una sociedad y no a título personal para conseguir una tributación más favorable.

En la sentencia, dictada el 19 de septiembre (411/2022), la magistrada Teresa Ruano Camps constata la «incertidumbre» en torno a las limitaciones para usar esta figura dados los constantes cambios en la regulación de los tributos y, además, constata que TOC sí tuvo una intervención real en la actividad profesional que Rosell facturó, que era principalmente de consultoría y asesoría.

La juez advierte de que «no puede considerarse como supuestos de simulación la interposición de sociedades en todo caso» y constata que TOC prestó unos servicios reales, los facturó, los cobró y los incluyó en la declaración del Impuesto de Sociedades.

La juzgadora reprocha que «esta desconfianza en el uso de sociedades para la consecución de una actividad profesional, la ostenta la administración tributaria de manera dispar». En este sentido, recuerda que otra persona, testigo en la causa, usaba un sistema de facturación similar y sin embargo Hacienda no lo consideró una simulación.

De esta manera, la magistrada descarta que Rosell usara la empresa para evitar tributar y ve «nula relevancia penal» en el resto de acciones que le atribuía la Fiscalía porque responden a cantidades inferiores a 120.000 euros, el umbral del delito fiscal.

En este sentido, considera «una mera discrepancia con la administración sobre la forma de tributación, sin trascendencia penal» que Rosell declarara ciertas actividades a través del IRPF y no del Impuesto de Sociedades, y al revés.

‘PERSECUCIÓN’

En el juicio, celebrado el pasado 12 de septiembre, el abogado de Rosell, Pau Molins, achacó la causa a la «persecución» a raíz de la ‘Operación Cataluña’ y la causa por la que finalmente fue absuelto en la Audiencia Nacional.

La magistrada menciona en la sentencia «las lamentables consecuencias negativas que aquel procedimiento provocó en la persona de Rosell, que son evidentes, no solo por la situación personal de privación de libertad que padeció, resultando finalmente absuelto» tras 21 meses en prisión provisional.

Sin embargo, subraya que «ello ni le confiere un halo de impunidad en relación a otros hechos diferentes, ni le exime de quedar sometido a otros procedimientos, sin que de ello pueda deducirse una actuación irregular por parte de la Agencia Tributaria», tras constatar que al parecer de la defensa las inspecciones que iniciaron la causa se abrieron para evitar que prescribieran otras más antiguas.

La sentencia no es firme. Contra la misma cabe recurso ante la Audiencia Provincial de Barcelona.

Rosell tiene ahora pendiente el juicio por el fichaje de Neymar, una caso por el que la Fiscalía pide para él cinco años de cárcel por supuesta corrupción entre particulares y estafa por el presunto fichaje irregular del futbolista brasileño por el FC Barcelona en 2013. Para el futbolista reclama dos años de prisión y que se imponga a cada uno una multa de 10 millones de euros.

La vista oral se celebrará del 17 al 24 de octubre en la Audiencia Provincial de Barcelona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.