«La reforma concursal es contradictoria», según José Carles, socio de la firma Carles Cuesta

por | octubre 2, 2022

Es el único español entre una lista de 40 expertos en reestructuración. La asociación de expertos en insolvencia transfronteriza, Insol International, ha publicado un listado con los profesionales emergentes de esta actividad, con motivo de su 40 aniversario, entre los que se encuentra el abogado español José Carles, socio de la boutique legal Carles Cuesta que en noviembre cumplirá 11 años de vida.

Para este jurista, que conoce bien el mundo de las insolvencias, opina que «la reforma concursal es contradictoria. Los planes de reestructuración colocan a nuestro país en cabeza de estas medidas en Europa aunque el contrapunto está en la exoneración del crédito público, muy limitado por la nueva normativa nacional. En eso hemos retrocedido en lugar de avanzar”.

En portal, “Future 40”, Insol International describe a estos 40 elegidos como “jóvenes talentos en nuestra industria que esperamos puedan ser lideres de Insol en las próximas décadas. Estas personas han sido nominadas por sus pares y colegas en la comunidad de insolvencia y reestructuración y es un placer ver a tantas personas jóvenes y talentosas reconocidas por su arduo trabajo y dedicación por parte de aquellos con quienes trabajan”.

Un cambio de paradigma

La reforma concursal supone un cambio de paradigma en nuestro derecho de la insolvencia, afirma Carles. “Esta nueva ley viene propiciada por la Directiva Europea de Reestructuraciones que se ha traspuesto. En ella se insiste en los marcos de reestructuración temprana y en la Segunda Oportunidad porque en muchos países no se habían dado los pasos que nuestro país había realizado”.

Y es que España “dio pasos importantes con los acuerdos de refinanciación y surgieron conceptos jurisprudencialmente que no estaban en la ley que luego se incorporaron como son los casos del sacrificio desproporcionado y el mejor interés de los acreedores, importados del derecho anglosajón. Con la norma existente y la interpretación de los jueces éramos de los países de Europa que teníamos los deberes medio hechos de cara a la implementación de la Directiva”.

Sin embargo, este jurista cree que “podría haber sido más fácil esta reforma concursal. Esta reforma nos sitúa un paso por delante de nuestros colegas europeos. Con las herramientas que ahora aparecen, y con el nivel de los jueces de lo mercantil que tenemos en España, estamos entre los sistemas de reestructuración más avanzados”.

“Se habla de los planes de reestructuraciones para acabar con el estigma del concurso, pero el que lleve su negocio a nivel personal tiene que responder con sus bienes porque no se puede exonerar toda su deuda por el crédito público”, afirma

Para este experto el gran problema en España no ha sido solo la ley “sino es la propia concepción del procedimiento que tienen los españoles. La ley nos pone a la cabeza a nivel legislativo, pero creo que va a tardar tiempo hasta que cale en la mente de los españoles”.

Por ese motivo, este jurista piensa en “medidas complementarias para impulsar el cambio cultural que genera esta reforma concursal. Eso supone también trabajar en las Universidades y explicar bien este cambio con alguna asignatura que pudiera implementarse en los programas académicos sobre estos temas. O unos mínimos sobre negocios en los colegios; yo estudié con doce años en Irlanda y estudiábamos presupuestos y flujos de caja de forma muy sencilla, con el ejemplo de una familia”.

De esta reforma aclara que “con la nueva norma, incluso si el deudor no quiere asumir que tiene que actuar y dar pasos adelante para reestructurarse, los acreedores le pueden obligar a tomar la iniciativa en el proceso de reestructuración que en muchos casos ayudará a salvar la empresa”.

José Carles, Rafael Catalá, Beatriz Reus y Carlos Cuesta, todos socios de esta firma Carles Cuesta. Foto: Nacho Narbón.

Exoneración del pasivo, mal concebido

Sobre la exoneración del pasivo insatisfecho, Carles recuerda que “esta es una Directiva que ayuda a dar pasos hacia adelante, de hecho sobre el Texto Refundido de la Reforma Concursal era partidario de la tendencia de varios expertos de que estábamos ante una interpretación ultra vires contraria a la propia interpretación del Tribunal Supremo, sin embargo en España vamos hacia atrás con la reforma y atenta contra el principio básico de la Directiva”.

Desde esta perspectiva este jurista cree que “es lógico que algunos jueces se metan en estos temas e interpongan una cuestión prejudicial ante el TJUE porque va la vida de muchas personas en ello. La Segunda Oportunidad es necesaria porque se fomenta crear valor de nuevo, desde cero. El propio concepto de deudor de buena fe ya permitía dejar fuera de la exoneración a quien no lo merecía; no pueden imponerse ahora limitaciones a la exoneración a todo el mundo”.

A su juicio “se habla de los planes de reestructuraciones para acabar con el estigma del concurso, pero el que lleve su negocio a nivel personal tiene que responder con sus bienes porque no se puede exonerar toda su deuda por el crédito público”.

“Son mensajes contradictorios los que se lanzan. Si queremos fomentar que los empresarios se enfrenten a situaciones de insolvencia, hay que poner facilidades para que el negocio que no funciona cierre sin consecuencias y puedan dedicarse a otra cosa. Y no hacer que el mero hecho de pensarlo se les haga un mundo, de modo que al final les paralice y no hagan nada”.

Para este jurista habrá ver el desarrollo de la norma y cómo interpretan nuestros jueces de lo mercantil las lagunas existentes en este texto normativo que ha cambiado de forma notable la forma de entender la insolvencia.

Quién es José Carles

Carles tiene la habilidad de hablar siete idiomas. Logró ser el primer no americano reconocido entre los mejores abogados en reestructuraciones e insolvencias por el American Bankruptcy Institute de EEUU. Fue incluido también en una lista de sólo 15 promesas de la abogacía en el mundo por parte del International Insolvency Institute.

Codirige la sección de Insolvency Tech & Digital Assets de Insol Europe. Es coeditor de su revista Eurofenix, y concilia todo ello con su actividad docente en ICADE y en el Colegio de la Abogacía de Madrid donde creó el Máster de Reestructuraciones Empresariales con sus socios Carlos Cuesta y Rafael Catala.

Además, es miembro fundador del Club Español de Derecho de la Insolvencia (CEDI).

Este profesional, abogado y economista de formación, asesora en derecho español a muchas empresas multinacionales, además de conocer la normativa de otras jurisdicciones por su perfil internacional tanto para compañías como para acreedores en procesos de reestructuración que implican complejos grupos de empresas con presencia en España y en otros países.

Su formación en derecho y ADE, le ha permitido trabajar como abogado y economista. De hecho empezó a trabajar en la banca de inversión de Londres, quizás porque parte de su familia eran banqueros y quiso continuar la saga familiar.

“Tras un año en la city londinense vi que era el momento de dar un giro a mi carrera profesional y empezar un camino que, más allá de una senda familiar que admiro, fuese verdaderamente mío. Aposté por el derecho y, como despacho, por Garrigues, que considero fue el mejor despacho en el que me pude formar, con grandes profesionales y personas”.

Llegó a Garrigues con 22 años. “Era enero de 2008. En esos tres años conocí al que es hoy uno de mis socios, Carlos Cuesta, en el área procesal, para luego formar parte del equipo de reestructuraciones e insolvencias; nos apoyamos desde el principio sin saber que, años más tarde, acabaríamos emprendiendo juntos”.

En la actualidad la firma la componen doce abogados, con cuatro socios, además de Cuesta y Carles hay que citar a Beatriz Reus, también procedente de Garrigues y que dirige la práctica en Canarias.

En mayo de 2021 se unió Rafael Catalá, ministro de Justicia en el Gobierno de Mariano Rajoy.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *