«Judge the Zipper» reivindica que hacer firmar un contrato a su hija de 12 años para obtener un móvil es educar en responsabilidad

por | mayo 16, 2022

El juez tuitero, «Judge the Zipper», no considera que plantear a su hija de 12 años la firma de un contrato, «totalmente leonino», como condición para que consiga su propósito de tener un móvil sea renunciar a su educación.

«Es todo lo contrario. Es educar en responsabilidad», explica el magistrado a Confilegal. «Ella tiene que saber cuáles son las condiciones por las que va a recibir el móvil».

«Judge the Zipper», que cuenta en Twitter con 83.300 seguidores y es uno de los jueces más seguidos y respetados, publicó el contrato en esa red social el pasado 8 de mayo, que se volvió viral, provocando un debate en la red, no exento de algunas críticas.

Comenzaba de la siguiente forma: «En previsión de que mi hija, de 12 años, consiga su propósito (tener teléfono; aún está por ver), y dado su apego a las normas (bien por ella), mi mujer y yo estamos elaborando este contrato de adhesión, totalmente leonino. A ver qué os parece y si creéis que se nos olvida algo», decía en el tuit en cuestión, al que subió el mencionado contrato.

En el primer punto del escrito le dejan claro a la niña que el móvil no es suyo sino «de papá y de mamá» que son los que lo han comprado y los que pagan internet.

«Por tanto, en cualquier momento podemos pedirte el teléfono y ver lo que hay en cualquier aplicación. Y tenemos que conocer las contraseñas», estipula la segunda clásula.

Asímismo, establecen que si quiere instalar cualquier tipo de aplicación de redes sociales tiene que contar con su autorización.

«No puedes reenviar a otros amigos que te lleguen y que sean ofensivos para otros niños, o de mal gusto o que se vea a gente siendo lastimada. Siempre y en todo caso, si recibes algunos de esos mensajes, tienes que decírnoslo», dice otra de las cláusulas.

En previsión de que mi hija, de 12 años, consiga su propósito (tener teléfono; aún está por ver), y dado su apego a las normas (bien por ella), mi mujer y yo estamos elaborando este contrato de adhesión, totalmente leonino. A ver qué os parece y si creéis que se nos olvida algo. pic.twitter.com/NAO593iqBr

— Judge the Zipper (@JudgeTheZipper) May 8, 2022

«Judge the Zipper» opina que algunos de los tuiteros se han tomado el asunto a la tremenda.

«Nuestra hija tiene 12 años. Y como todos los adolescentes negociará, incumplirá, plantará cara porque es normal. Retar a la autoridad paterna, o materna, forma parte de un crecimiento sano. El hecho de que haya un contrato por escrito no significa que no vaya a haber conflicto. Lo que nos asegura es que ella se da cuenta de la importancia del tema, que es lo que queremos. De la responsabilidad que conlleva poseer un móvil», explica el magistrado.

«¿La intimidad? La gente se olvida que la niña tiene 12 años. Creemos que es necesario. Y ella tiene que tener la impresión de que puede ocurrir lo que pone en el contrato en cualquier momento. Tiene que estar justificado, eso sí. Pero las circunstancias irán evolucionando. Porque no es lo mismo ahora, que tiene 12 años, que cuando tenga 16 años. O 18 años. Todo será diferente. Eso hay que tenerlo en cuenta», añade.

«Judge the Zipper» y su esposa no pueden, ni quieren, renunciar a educar a su hija en lo que consideran unas normas que consideran razonables: «A los 12 años, una persona todavía ni ha entrado en la adolescencia ni en la juventud. Es una niña. Y necesita reglas en su educación. Es el momento de ponerlas para que sea mejor persona, que es lo que queremos para ella como padres. La educación desde la familia es más importante de lo que mucha gente piensa», concluye.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *