El legaltech y la Inteligencia Artificial (IA) son el salvavidas de los abogados

johnk

Cada día más los espacios de abogados se están adaptando a la tecnología y comienzan a innovar en sus tareas implementando las nuevas herramientas de legaltech que les ayudan a resolver las dificultades de tiempo, errores y la organización de las formas de trabajo tradicionales. 

Si pensamos en el perfil de un abogado lo más probable es que se nos venga a la cabeza un tipo de persona conservadora, adversa al riesgo y que prefiere seguir usando sus herramientas tradicionales. Sin embargo, la abogacía es una profesión muy consolidada y madura y eso hace que se adapten a un nuevo entorno digital para no caer en la obsolescencia y que se amolden a sus clientes, que cada vez piden experiencias más digitales. Por ello, cuanto más rápida sea la implantación de las tecnologías adecuadas, mejor será el ritmo de avance de sus empresas. Por tanto, aunque es un sector difícil de penetrar, cada vez más y con los efectos de la pandemia es todavía mayor la necesidad de renovarse e implementar las nuevas herramientas legatech. 

Y es que, la demanda y los requerimientos por parte de los clientes de los abogados son cada vez mayores, por tanto, esto supone que los profesionales sientan más la presión por ofrecer un trabajo de calidad absoluta y eficacia, y esto solo lo conseguimos con la implementación de la tecnología adecuada que nos ayuda a tomar decisiones mejor fundamentadas. Esto demuestra que los tiempos están cambiando y la tecnología ha llegado para quedarse y revolucionar los sectores de la industria. 

De esta forma, con la adopción de la Inteligencia Artificial y las herramientas legaltech los abogados podrán diversificar sus tareas y dejar las faenas más burocráticas y pesadas a la tecnología, y así centrar toda la atención en las tareas más relevantes, y es que muchas veces nos equivocamos, pero gracias a estos nuevos avances permitirán a los equipos legales aprovechar mejor su tiempo, reducir los costes y mejorar su reputación.  

También aparecen errores de tipo gramatical muy comunes en los documentos legales que son difíciles de prevenir cuando se redacta de forma manual, sin embargo, los departamentos jurídicos se podrían beneficiar enormemente de la inversión en herramientas inteligentes de automatización. Es más, cuando se trata de redactar, gestionar y revisar los documentos legales de manera manual es muy fácil caer en el error es mínimo y ese fallo podría acarrear terribles consecuencias; niveles de productividad más bajos, demandas innecesarias, problemas de cumplimiento y daños a la reputación de la marca entre otras muchas consecuencias. 

Herramientas legaltech 

Las nuevas herramientas generan un trabajo impecable y con menos esfuerzo, y es que en el ámbito del legaltech es esencial encontrar la solución tecnológica con la que ayudar a los bufetes, abogados o empresas a simplificar, optimizar y automatizar el trabajo. Y es que las herramientas digitales traen consigo una serie de ventajas innumerables, desde el ahorro del tiempo hasta duplicar la productividad.

Un ejemplo de buena solución a problemas y que cumple con una estrategia planificada y que convierte esos dolores en cabeza en oportunidades y beneficios a largo plazo es la plataforma de la startup legaltech Bounsel. Gracias a plataformas como esta con un solo clic se pueden crear campos variables para actualizar el contenido de los documentos automáticamente. Incluso se pueden digitalizar los procesos legales con este tipo de tecnología para fomentar el trabajo en equipo, tomar el control de los contratos desde cualquier lugar y en cualquier momento, seguir su estado y supervisarlos en la nube, así como firmar documentos de forma segura desde cualquier dispositivo electrónico. 

Ventajas de la implementación de la IA 

La Inteligencia Artificial no ha venido para reemplazar a los abogados, más bien todo lo contrario, ha irrumpido en el sector para ofrecer un conjunto de herramientas que hacen que el trabajo sea mejor y ellos sean más productivos con menos tiempo y más recursos. 

Según el ICAM, Ilustre Colegio de Abogados de Madrid, “la tecnología está acelerando y la Inteligencia Artificial está penetrando en todas aquellas actividades profesionales que se habían quedado rezagadas en términos de innovación, como es el caso de la abogacía”. Y es que uno de los efectos a este gran cambio está siendo la pandemia y las limitaciones para colaborar juntos de forma presencial. Pero, para ello la tecnología se encarga con herramientas de mensajería, videoconferencia, edición y de control de versiones en tiempo real. 

Por ello, la implementación de la IA permitirá cambiar a los abogados las montañas de papeles por documentos organizados, los miles de errores por contratos perfectamente redactados, las versiones perdidas y duplicadas por procesos rápidos y escalables, los cientos de emails por comentarios en tiempo real y las tareas repetitivas por trabajo de calidad. 

En definitiva, el uso de las tecnologías permitirá cada vez más y mejor priorizar en las tareas más relevantes del abogado para que no pierda el tiempo y que su calidad de vida mejore. Por ello, la CEO de Bounsel, Pilar Prados, ha afirmado que, “estamos trabajando en un proyecto de I+D+i muy potente que se basa en la aplicación de técnicas de inteligencia artificial, en concreto del procesamiento del lenguaje natural a los contratos en una primera base redactados en español, y después en portugués, para poder hacer una revisión mucho más inteligente, y así llegar a poder predecir incluso tendencias, detectar anomalías y sobre todo ayudar al abogado a que no pierda tiempo en tareas que se pueden automatizar”.

Autora: Gemma Losa 

Mi nombre es Gemma Losa Jávega, tengo 21 años, amante de las relaciones humanas y estudiante de cuarto curso del grado de Periodismo en la Universidad de Valencia. Actualmente, realizo mis prácticas curriculares en la startup valenciana de legaltech Bounsel.

La entrada El legaltech y la Inteligencia Artificial (IA) son el salvavidas de los abogados aparece primero en Diario Jurídico.

Deja un comentario