Archivada la causa por la muerte de Álvaro Prieto: se electrocutó por accidente

La policía y la UME junto a los dos trenes donde se ha localizado el cádaver, cerca de la estación de Santa Justa. A 16 de octubre de 2023, en Sevilla (Andalucía, España).

La desaparición del joven Álvaro Prieto conmocionó a España durante unos días el pasado octubre. Tras horas de búsqueda y teorías conspirativas acerca del paradero del menor, un operador de cámara de RTVE grabó en directo las imágenes de un tren que pasaba por la estación de Santa Justa (Sevilla), donde se vio al menor por última vez. 

Entre dos de los vagones de ese vehículo, se pudo ver el cuerpo que más tarde la Policía confirmó que era el de Álvaro Prieto.

Tres meses después de su fallecimiento, el Juzgado de Instrucción número 11 de Sevilla ha dictado un auto en el que acuerda el archivo de la causa.

Según ha informado el Consejo General del Poder Judicial, el magistrado ha concluido que, del resultado de las diligencias de instrucción practicadas, “no existen indicios de la comisión de ilícito penal alguno, y en el que intervinieran de forma intencionada o imprudente terceros en el fallecimiento” del joven.

En el auto, fechado el 19 de diciembre, se precisa que el Juzgado recibió recientemente el informe de autopsia del cadáver en el que se confirma que se trató de una muerte accidental por electrocución y, por tanto, tampoco existen “indicios de la perpetración de hecho delictivo alguno”.

Por otra parte, el juez señala que Álvaro Prieto, procedente de Córdoba, falleció el mismo día de su desaparición, el día 12 de octubre, tal y como se constata de los informes de los médicos forenses en el levantamiento del cadáver y en la autopsia, del contenido de los atestados de la Policía Nacional y del visionado de las cámaras de grabación recabadas del establecimiento cercano al lugar donde fue encontrado el cadáver el día 16 de octubre.

Deja un comentario